Archivo de Noviembre de 2018




0
Publicado por Olokuti, el 30 de Noviembre de 2018
Clasificado en Decoración, Navidad Olokuti, Olokuti

Sí, las navidades ya están aquí. Parece mentira que haya pasado un año. Existen numerosas maneras de conseguir que estas fiestas sean un poco más sostenibles y respetuosas con el medio ambiente. ¿Eres de los que en su casa no puede faltar el tradicional árbol navideño? Te proponemos que este año te olvides del típico árbol de plástico o de uno natural -probablemente acabará en el contenedor, ya que al comprarse sin raíces no pueden volver a plantarse- y busques otras alternativas haciendo tu propio árbol reciclando materiales que tengas a mano. Además de conseguir una decoración única y original, ayudarás a cuidar un poco más el entorno. ¿No se te ocurre nada? Aquí van 5 propuestas para inspirarte, aunque con imaginación y un poco maña puedes hacer auténticas maravillas. ¿Te apuntas a una Navidad más verde?

 

fotos

Fotos y luces. Hubo un tiempo en el que los móviles no hacían fotos y no sabías cómo quedaba lo que habías fotografiado hasta que llevabas el carrete a revelar y te daban las fotos en papel. Este árbol es un poco un homenaje a la fotografía analógica y, también, a tus seres queridos. Elige tantas fotos como desees y repártelas por la pared disponiéndolas en forma de árbol. Unas guirnaldas led recorriendo la silueta y el dibujo de una estrella coronando la parte superior rematarán el diseño.

 

 

Escalera de color. Tan fácil como diferente. Una simple escalera de madera se puede convertir en un improvisado árbol navideño y decorar cualquier rincón. Conseguirlo es muy simple: abre la escalera hasta obtener la forma triangular típica de un árbol. Con una cuerda o una cadena fija los extremos para que la escalera no se cierre. Después, solo tienes que decorarla a tu antojo con bolas que puedes colgar a diferentes niveles con hilo transparente, no te olvides de las luces. Quedará espectacular.  

 

 

escalera

Diferente y original. Nunca imaginarías lo que pueden dar de sí los rollos de cartón (papel higiénico, de cocina, tubos de papel…). Para hacer este árbol solo tendrás de tener en cuenta que todos los rollos o tubos que utilices sean del mismo tamaño y medida. Engánchalos formando un triángulo y utiliza un par de esos tubos como base. Una vez tengas la silueta creada, puedes colocar decoración navideña (las tradicionales bolas de toda la vida servirán) en el interior de cada uno de los rollos.

 

tubos-papel

Sencillo y resultón. Únicamente necesitarás unas cuantas varas de unos 45 o 50 centímetros de largo (su grosor no importa mucho), hilo de pescar, una guirnalda de luces leds y los adornos que quieras colgarle al árbol.

Para conseguir el modelo de la imagen te proponemos que dejes una vara más larga, de unos 50 cm (será la que hará de base), y que cortes el resto unos 5 cm hasta conseguir las suficientes para darles la forma triangular de un árbol.

Después, con el hilo transparente, ata las ramas una con otra por los extremos, separándolas unos 10 o 15 cm. Montada la estructura llegó el momento de decorarla con las luces y los adornos como más te guste.

 

varas

vidrio

 

 

De botellas de vidrio reciclado. ¿Tienes jardín, terraza o una zona exterior y te gusta que respire también espíritu navideño? Esta idea te va a encantar: botellas de vidrio recicladas, fijadas a una estructura de hierro. Conseguida la forma de árbol, viene el momento de iluminarlo internamente para lograr una decoración diferente y singular.

 

 

 

 

 

 

 

Fotos: Pinterest. Decoesfera.

 

Bookmark and Share
0
Publicado por Olokuti, el 17 de Noviembre de 2018
Clasificado en Ecología y Medioambiente, Olokuti

Puede que pienses que los pequeños gestos no tienen ningún impacto en nuestro día a día, pero te aseguramos que contribuyen a la protección del medio ambiente. Coincidiendo con la Semana Europea de la Prevención de Residuos (EWWR) que se celebra del 17 al 23 de noviembre, te damos algunas ideas para prevenir los residuos en tus acciones cotidianas, seguro que muchas de ellas ya las tienes más que interiorizadas y las llevas a cabo a diario.

 

semana-europea-de-la-prevencion-de-residuos-logo

 

El principal objetivo de la Semana Europea de la Prevención de Residuos (EWWR) que estos días se celebra es aumentar la concienciación sobre el modo en que podemos cambiar nuestros hábitos y conseguir una gestión más eficiente de los recursos. El proyecto, que recibe el apoyo del programa LIFE + de la Comisión Europea, pretende dar a conocer estrategias de reducción de residuos, así como la política de la Unión Europea y de sus Estados miembros en esta materia.

 

waste-items-on-brown-wooden-textured-background-with-space-for-text_23-2147817221

Entre sus finalidades también están las de fomentar todo tipo de acciones sostenibles que contribuyan a reducir los residuos en toda Europa. Destacar y dar visibilidad a los trabajos hechos por los diversos actores, mediante ejemplos concretos de reducción de residuos. Movilizar y animar a los ciudadanos a llevar un el comportamiento cotidiano más responsable (consumo, producción…). También proporcionar herramientas de comunicación y formación a los diferentes participantes.

 

Todas las acciones de esta semana se centran en las 3R: reducir (usar menos recursos), reutilizar (alargar la vida útil de un producto) y reciclar (tratar los desechos con el fin de obtener nuevos productos, preservar materiales potencialmente útiles y evitar así el daño medioambiental que conlleva su eliminación).

 

pexels-photo-1055712

Como ya hemos comentado en más de una ocasión, todos podemos contribuir a la reducción de residuos, únicamente debemos prestar un poco de atención a nuestras acciones cotidianas. Aquí van algunas ideas, la mayoría de ellas seguro que ya las conoces y llevas la práctica.

 

– Selecciona productos con menos embalaje y evita comprar productos de un solo uso.

 

– Compra solo las cantidades que necesites.

 

– No desaproveches los alimentos. Da prioridad a los productos que tengan una fecha de caducidad más corta para evitar que se estropeen.

 

– Olvídate de la comida preparada y envasada y consume más alimentos frescos.

 

photo-1531904895138-ac676f9f125a

– Opta por bolsas de la compra reutilizables o usa bolsas de tela.

 

– Siempre que te sea posible, compra a granel o en gran formato.

 

– Selecciona productos sostenibles y reutilizables.

 

– Adquiere productos recargables (se suelen comercializar recambios ecológicos de productos domésticos, cosméticos, algunos artículos de alimentación…).

 

– Bebe agua del grifo; no dejes los grifos abiertos cuando no los utilices y vigila que no goteen.

 

– Aprovecha las hojas de papel por las dos caras y limita el número de impresiones. Lleva los cartuchos de tinta y los tóners vacíos al proveedor para rellenarlos.

 

– Ve en transporte público más a menudo o, si conduces, hazlo de forma ecológica.

 

– Reutiliza objetos usados y recicla artículos y aparatos electrónicos.

 

enter-2933079_960_720

– Compa bombillas de bajo consumo.

 

– Usa pilas recargables.

 

– Regala la ropa que ya no te pongas para que pueda tener una nueva vida.

 

РCompra pa̱ales reutilizables para tu beb̩.

 

– Pide prestadas o alquila las herramientas que necesites.

 

– Lleva a arreglar los utensilios antes de deshacerte de ellos y adquirir nuevos.

 

– Produce compost con los residuos ecológicos y biodegradables.

 

– Engancha un adhesivo en el buzón para frenar la publicidad, es una manera luchar contra los residuos de papel.

 

– Recicla todos los residuos.

 

Recuerda que la prevención de residuos, así como una mejor gestión de estos permitirán que vivamos en un entorno más sostenible y limpio. Es hora de que nos pongamos todos manos a la obra.

 

 

 

Imágenes:  Generalitat de Catalunya. Freepik. Pixabay.  Unsplash

 

Bookmark and Share